Última actualización: 05/08/2019

Nuestro método

25Productos analizados

19Horas invertidas

7Estudios evaluados

82Comentarios recaudados

Aunque la tecnología cada día es más avanzada, las cartas escritas a mano o el correo físico no dejan de existir, por eso, los abrecartas son objetos que, aunque parecen muy sencillos, desempeñan una tarea que es fundamental desde hace algunos cientos de años, la cual consiste básicamente en abrir sobres sin maltratar el papel interior.

En la actualidad, los abrecartas pueden ser vistos comúnmente en oficinas, despachos y hasta en el hogar, así como se pueden encontrar con diseños bastante curiosos, tales como espadas referentes a series de televisión o con tallados originales. Asimismo, estos utensilios pueden fabricarse con diferentes tipos de materiales resistentes.

Adquirir este tipo de objetos no suele implicar bastos conocimientos previos, pues su objetivo es muy claro, sin embargo, para que logres adquirir el mejor abrecartas, deberás de pensar en ciertos detalles que podrán ayudarte a facilitar el proceso de compra, como el tamaño preferente, el material o el diseño que te gustaría.




Lo más importante

  • Prácticamente, un abrecartas es una herramienta que funciona como un cuchillo específico para abrir los sobres de las cartas, evitando romper la hoja que se encuentra en su interior o para cortar hojas de libros sin arranchar la página.
  • Los abrecartas se pueden encontrar en diferentes materiales, sin embargo, los más comunes son los plásticos y los metálicos. Ambos cuentan con punta de metal y llevan a cabo la misma labor, sin embargo, cuentan con ventajas y desventajas unos sobre los otros.
  • Elegir el abrecartas que más se adapte a tus gustos y necesidades puede ser más complicado de lo que parece. Lo que deberás de hacer, será considerar factores importantes como el tamaño, peso y diseño para lograr tomar la mejor decisión de compra.

Los mejores abrecartas: nuestras recomendaciones

Denix Richard el león Corazón abrecartas

Este abrecartas hace referencia, como su nombre lo dice, a la espada de Ricardo Corazón de León, rey de Inglaterra en el siglo XII. El utensilio es un diseño original, en miniatura y hecho a mano, por lo que cada pieza es única e irrepetible.

Tiene una longitud de 27.9 centímetros y una anchura de 1.9 centímetros aproximadamente. Además, cuenta con un peso mínimo de 81.6 gramos, por lo que manejarlo será bastante sencillo. También, su cuchilla metálica cuenta con la posibilidad de afilarse y seguirse utilizando por un tiempo prolongado.

Westcott kleenearth abrecartas

Si te gustan las cosas sencillas o poco rebuscadas, entonces te recomendamos el abrecartas Westcott kleenearth, pues consta de un mango fabricado con plástico reciclado, que promueve el cuidado del medio ambiente, y de una hoja de acero inoxidable que se puede afilar una vez que sea necesario.

Gracias a su diseño ergonómico, este utensilio pesa apenas 45 gramos y mide alrededor de 22 centímetros de alto por 1 de ancho, así que no demandará mucho espacio en el lugar que destines para guardarlo. Cuenta con garantía limitada de 10 años por cualquier defecto de fábrica.

Godinger Silver Art - Abrecartas

Si eres fan de los aviones, entonces el abrecartas Godinger Silver Art te parecerá una opción bastante viable. Está fabricado completamente con una placa de níquel que proporciona durabilidad al objeto, pues será muy tardado el proceso de desgaste de este material.

Es parte de una la colección Aviator tavern, por lo que podrá significar una buena adquisición o un buen regalo. Además, su tamaño es de aproximadamente 20.3 centímetros de largo por 3.8 centímetros de ancho, que cabe en las medidas estándar de estos artículos y tiene un peso de alrededor de 450 gramos.

Abridor de cartas CACASO

Si estás buscando un abrecartas sencillo pero no menos elegante y útil, entonces te recomendamos el Abridor de cartas CACASO, que cuenta únicamente con el filo necesario para razgar papel pero no para causar accidentes por un mal empleo de esta herramienta.

Está elaborado con una aleación de zinc de alta calidad y recubierto de níquel en la superficie, por lo que su apariencia será brillante y contará con la ventaja de no oxidarse y ser duradero. Su longitud es de 15 centímetros y su anchura de 1 centímetro, mientras que su peso es de 90 gramos.

Guía de compra: Lo que necesitas saber sobre los abrecartas

Abrir sobres sin dañar el papel del interior hoy en día resulta una tarea muy sencilla, pues gracias a los famosos “abrecartas”, tenemos la posibilidad de realizar cortes finos y precisos. A continuación, te mostraremos algunas secciones con información clave de estas herramientas.

Logra un corte preciso con el mejor abrecartas. Foto: Dmitry Baevskiy /123rf.com)

¿Qué es un abrecartas y qué ventajas tiene?

Básicamente, un abrecartas es una herramienta que funge como un cuchillo específico para abrir los sobres de las cartas, evitando romper la hoja que se encuentra en su interior o para cortar hojas de libros sin arranchar la página.

Aunque el correo físico no es tan popular como hace unos años, estos elementos todavía son de utilidad. Existen diversos tipos de abrecartas, algunos cuentan con diseños muy simples o minimalistas, mientras que otros son más elaborados o hacen referencia a alguna película, espada u otro objeto de gran popularidad.

Asimismo, los abrecartas pueden hallarse en diferentes materiales, los más conocidos son el metal, la madera, el plástico y materiales más finos como el marfil. Estos utensilios tienen muchas ventajas, aunque también se debe de considerar su lado negativo.

Ventajas
  • Abren sobres sin romper el papel interior
  • Son fáciles de guardar
  • Son fáciles de emplear
  • Se encuentran de manera sencilla
Desventajas
  • De no usarse correctamente, pueden dañar al usuario
  • Pueden no ser totalmente ergonómicos
  • Sus precios pueden ser muy variables

Abrecartas plástico + Abrecartas metálico - ¿A qué debes prestar atención?

Como se explicó anteriormente, los abrecartas se pueden encontrar en diferentes materiales, sin embargo, los más comunes son los plásticos y los metálicos. Ambos cuentan con punta de metal y llevan a cabo la misma labor, sin embargo, cuentan con ventajas y desventajas unos sobre los otros.

Abrecartas plástico. Un abrecartas de esta naturaleza suele contener el plástico únicamente en el mango, por lo tanto, tiende a ser bastante ligero, económico y funcional. Se puede emplear en cualquier lugar, como el hogar o la escuela. Además, sus diseños suelen ser muy simples.

Abrecartas metálico. Un abrecartas metálico, debido al material suele pesar unos cuantos gramos más que el fabricado con plástico. Su durabilidad es mucho mayor, además de que demuestra elegancia. Los diseños que presentan estos utensilios tienden a ser más elaborados. Son ideales para estar presentes en la oficina o en el despacho.

Abrecartas plástico Abrecartas metálico
Materiales Plástico y metal en la punta Acero inoxidable, aluminio, cobre, plata, oro, etc.
Peso aproximado 40 gramos 120 gramos
Durabilidad aproximada 2 años Más de 10 años (afilando la punta)
Espacios ideales Escuela y hogar Oficina y despacho

¿Cuánto cuesta un abrecartas?

El precio de un abrecartas dependerá de diversos factores, entre ellos su tamaño, el material con el que está elaborado y la marca que lo fabrica. Es decir, un abrecartas de gama alta, hecho de marfil o plata, tendrá un precio desde 1,000 MXN hasta 3,000 MXN, mientras que uno de acero inoxidable o placa de níquel, rondará los 300 MXN.

También, un abrecartas de gama baja, pero no menos útil, fabricado completamente de madera o plástico, costará entre 80 MXN y 150 MXN, sin embargo, uno de mango de madera con punta metálica, probablemente podrás encontrarlo cerca de los 250 MXN.

¿Dónde comprar un abrecartas?

Los abrecartas han sido muy utilizados desde hace cientos de años, por eso, son herramientas bastante conocidas a nivel mundial. Podrás encontrarlos fácilmente en distintos sitios de venta online, como Ebay, Mercado Libre o Amazon, donde verás muchos modelos acompañados de sus descripciones y precios.

También, podrás adquirirlos rápidamente en tiendas de papelería o que venden productos escolares o de oficina, tales como Office Depot u Office Max. Asimismo, podrás recurrir a la papelería más cercana a ti y seguramente tendrán algunos modelos de abrecartas.

Además, en algunas tiendas departamentales, como Liverpool, Sears y Palacio de Hierro, podrás hallar estos utensilios, no obstante, la variedad será reducida y el costo muy probablemente será más elevado debido a la calidad y autenticidad de los productos.

Criterios de compra

Elegir el abrecartas que más se adapte a tus gustos y necesidades puede ser más complicado de lo que parece. Lo que deberás de hacer, será considerar factores importantes como el tamaño, peso y diseño para lograr tomar la mejor decisión de compra.

  • Tamaño
  • Peso
  • Diseño

Tamaño

El tamaño de un abrecartas dependerá de los gustos y necesidades del usuario, es decir, una persona que tenga manos grandes probablemente necesitará un abrecartas mayor a 20 centímetros de largo, mientras que una persona con manos pequeñas, quizá se acomode mejor con uno de 15 centímetros de longitud.

Abrecartas amplio. Suelen tener un tamaño de entre 20 y 25 centímetros de largo, mientras que la anchura ronda los 2 centímetros. Estos utensilios son ideales para gente con manos amplias o dedos gruesos. Suelen ocupar un espacio mayor, sin embargo, no son estorbosos.

Abrecartas medio. Este tipo de abrecartas son ideales para aquellas personas que buscan un mayor control de la herramienta. Tienden a medir entre 14 y 20 centímetros de largo por 1.5 centímetros de ancho. Son los más comunes en el mercado.

Abrecartas reducido. Aunque son menos comunes, siguen siendo preferidos por muchos usuarios debido a lo práctico que resulta guardarlos. Tienen una longitud aún más reducida, de aproximadamente 5 centímetros, no obstante, su anchura tiende a ser de más de 2 centímetros para lograr un buen agarre.

Peso

El peso de un abrecartas va a estar sumamente relacionado con el tamaño y el material con el que esté fabricado. Te recomendamos que el peso que elijas sea el menor posible, pues de esta forma lograrás cumplir con la tarea de abrir cartas de manera más veloz y sencilla.

Abrecartas de plata. Como este material es un tipo de metal, entonces su peso va a ser notorio. Normalmente tienden a pesar alrededor de 150 gramos, sin embargo, esto variará dependiendo si se trata de plata maciza o sólo un baño de plata.

Abrecartas de madera. La madera no es muy pesada, por eso un abrecartas completamente hecho de madera, tendrá un peso de entre 20 y 45 gramos, mientras que uno de punta de metal y mango de este material, pesará alrededor de 140 gramos.

Abrecartas plástico. Por otra parte, un abrecartas de punta metálica y mango de plástico, que son los más comunes, pesará entre 40 y 80 gramos. Estos son de los menos incómodos, por lo tanto, los más vendidos en el mercado. También, existen los abrecartas totalmente plásticos, que pueden estar entre los 10 y 30 gramos.

Abrecartas de marfil. Por último, un abrecartas hecho con marfil tendrá un peso aún mayor al de los anteriormente analizados. Como el marfil es un elemento bastante duro, entonces estos utensilios tendrán un peso de entre 130 y 200 gramos dependiendo del tamaño de éstos.

Diseño

Hay múltiples diseños específicos de los abrecartas, por eso, te recomendamos que revises antes de adquirir uno, entre toda la variedad existente. Los abrecartas más comunes son los lisos, es decir, sus colores no suelen ser más de dos y no cuentan con algún tipo de patrón o dibujo.

Asimismo, existen abrecartas con diseños muy particulares labrados en marfil, que cuentan con alrededor de 3 colores o también podrás encontrar abrecartas referentes a series como

Game of Thrones o a espadas populares en la historia de la humanidad, que, aunque pueden no tener muchos colores, cargan con un gran significado.

(Foto de imagen destacada: pakete / pixabay.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

La moda, la belleza y la decoración de interiores son temas que le han apasionado a Fernanda desde hace años. Es por eso que durante su Licenciatura en Comunicación, decidió especializarse en imagen personal y producción de medios. En su tiempo libre suele tomar fotografías y ver películas o series.