Última actualización: 09/10/2019

Nuestro método

10Productos analizados

21Horas invertidas

3Estudios evaluados

66Comentarios recaudados

Has utilizado regadera eléctrica alguna vez? Quizás en tu casa tengas una y ya conozcas todas sus ventajas, pero de no ser así te contaremos cuáles son los numerosos beneficios de este artefacto diseñado para bañarnos con agua caliente, pero sin la necesidad de un calefón o termotanque. ¡Bienvenido a ReviewBox!

Las regaderas eléctricas son una opción sumamente práctica, funcional y versátil, ya que trabajan igual que las duchas, pero no necesitas gas. Además, su instalación es bastante sencilla y puedes regular la temperatura desde la bañera; ¡y algo muy importante!: ¡nunca te quedas sin quedas sin agua caliente!

A lo largo del artículo te hablaremos de las principales particularidades de las regaderas eléctricas, incluyendo sus modelos más valorados y vendidos en internet, sus diferentes costos, y las tiendas comerciales donde puedes adquirirlas. ¡No te lo pierdas!




Lo más importante

  • La regadera eléctrica es un dispositivo que funciona como la ducha convencional, pero opera a través de electricidad, lo que te permite utilizarla en sitios donde no hay gas y regular la temperatura desde la bañera. Además, ¡nunca te quedas sin agua caliente!
  • Entre las distintas variedades de regaderas eléctricas podrás encontrar las que tienen mezclador manual, las de mezcladora termostática, las de cabezal sin tanque o las digitales (las más modernas), que funcionan por medio de una pantalla LED programable.
  • Al momento de comprar una regadera eléctrica es importante que prestes atención a determinados aspectos, como su potencia, accesorios complementarios, materiales de fabricación, tips de instalación, consejos de seguridad, y otras recomendaciones relevantes.

Las mejores regaderas eléctricas: nuestras recomendaciones

En el siguiente ranking encontrarás un listado con las 3 regaderas eléctricas más vendidas y mejor valoradas por los usuarios en internet, en el que podrás observar las características más importantes de estos modelos, y escoger la variante que resulte más adecuada para ti.

Regadera eléctrica de Lorenzetti

Esta fantástica regadera eléctrica de la reconocida marca Lorenzetti se caracteriza por su diseño moderno y ultra delgado, con un acabado cromado sumamente innovador y un formato cuadrado y compacto, totalmente adaptativo a los distintos estilos de baños.

Además, posee selector de temperatura que permite ir graduando el calor de acuerdo a tus preferencias, y una alta potencia de 6800 watts que garantiza un rápido calentamiento del agua. Entre sus accesorios adicionales cuenta con manguera, soporte y ducha manual, entre otros elementos.

Regadera eléctrica 4 temperaturas de Lorenzetti

Esta magnífica regadera eléctrica de Lorenzetti posee 4 temperaturas regulables para escoger la que nos resulte más adecuada, y una potencia de 4500 watts. Además, está fabricada en termoplástico cromado de alta resistencia y durabilidad, con un diseño ergonómico, práctico y muy vistoso.

Este excelente producto aparte cuenta con un chorro esparcidor que realiza descargas controladas, por lo que no desperdicia agua y ahorra energía eléctrica. Una opción sumamente versátil y funcional, para disfrutar de baños duraderos, relajantes y muy confortables.

Regadera eléctrica 3 posiciones de Grupo Supplier

Esta eficaz regadera eléctrica de Grupo Supplier tiene 3 posiciones regulables, conexión hidráulica, conexión eléctrica, cables resistentes al agua y manguera con ducha manual, lo que la hace altamente funcional, cómoda y práctica. Aparte es muy fácil de instalar y usar.

Este extraordinario producto se caracteriza y destaca por su calidad, resistencia y duración. Además, calienta parejo y mantiene la temperatura durante todo el baño, a diferencia de otras marcas en las que el termostato de la regadera eléctrica fluctúa mientras se está utilizando.

Guía de compra: Lo que necesitas saber sobre la regadera eléctrica

El principal objetivo de esta guía de compra es proporcionarte información relevante acerca del producto que te interesa adquirir. Por ello te contaremos cuáles son las particularidades más importantes de las regaderas eléctricas, incluyendo sus ventajas y aquellos aspectos no tan beneficiosos.

Las regaderas eléctricas son sumamente prácticas, cómodas y funcionales. (Foto: lightfieldstudios /123rf.com)

¿Qué son las regaderas eléctricas y qué ventajas tienen?

Las regaderas eléctricas son artefactos conectados en la ducha que, a diferencia de las convencionales, funcionan por medio de energía eléctrica. Las mismas combinan el agua con la electricidad para que podamos bañarnos confortablemente.

Estos dispositivos para baño son muy prácticos y funcionales, ya que permiten regular la temperatura del agua desde el interior de la bañera de acuerdo a nuestras preferencias personales. Además, no requieren de instalación de gas y son muy fáciles de usar.

Entre sus numerosas ventajas, las regaderas eléctricas te permiten bañarte prolongadamente, ya que no hay riesgo de que te quedes sin agua caliente (como suele suceder con los calefones), dado que el agua fría se calienta dentro de la misma unidad. Aparte son ideales para los edificios modernos que no tienen gas.

Ventajas
  • Permiten regular la temperatura desde la ducha
  • Son bastante fáciles de instalar y usar
  • No necesitas instalación de gas
  • No te quedas nunca sin agua caliente
  • Ideales para edificios modernos
Desventajas
  • La temperatura a veces fluctúa mientras están funcionando
  • Incrementan el riesgo de ser electrocutados
  • No funcionan con baja presión de agua

Regadera eléctrica de mezclador manual, de mezcladora termostática, de cabezal sin tanque o digital - ¿A qué debes prestar atención?

En el mercado podrás encontrar distintas variedades de regaderas eléctricas, adaptadas a los diferentes usos, preferencias y necesidades de los usuarios. Aquí te mencionaremos las características de algunos de los modelos más comunes para que conozcas sus principales particularidades.

Regadera con mezclador manual. Este tipo de regadera eléctrica mezcla los suministros de agua fría y caliente de manera manual, por lo que deberás regularla tú mismo. Este sistema es fácil de usar y te permite ir controlando y modificando la temperatura de acuerdo a tus preferencias.

Regadera con mezcladora termostática. Esta regadera eléctrica lleva incorporada una válvula termostática que mantiene el agua a una temperatura constante. Es un modelo que se recomienda especialmente a personas mayores y niños, ya que reduce el riego de quemaduras (debido al mantenimiento térmico).

Regadera con cabezal sin tanque. Son las regaderas eléctricas más comunes y comercializadas, debido a que resultan bastante fáciles de instalar. Como tienen su propio elemento de calefacción, sólo requieren de suministro de agua fría, por lo que resultan una opción muy práctica, funcional y adaptativa.

Regadera eléctrica digital. Es una variante de los modelos con mezcladora termostática, pero mucho más avanzada, ya que te permiten establecer la temperatura exacta del agua, e incluso encontrarás variedades que tienen la función de encendido y apagado de la ducha a través de un control remoto o dispositivo inteligente.

Mezclador manual Mezcladora termostática De cabezal sin tanque Digital
Sistema de funcionamiento Manual Automático Automático, generalmente Digital
Nivel de precisión Variable Medio a alto Variable Muy alto
Costo comparativo Medio a alto Medio a alto Medio a alto Alto a muy alto
Usos principales Variables Ancianos y niños pequeños (reduce el riesgo de quemaduras) Para quienes buscan una instalación más simple y rápida Para quienes buscan una regadera inteligente
Particularidades Mezcla el agua fría y caliente de manera manual Tiene una válvula termostática que mantiene la temperatura Son las más comunes y fáciles de instalar Posee tecnología de avanzada

¿Cuánto cuesta una regadera eléctrica?

Los precios de las regaderas eléctricas dependen principalmente de sus modelos, funciones, materiales, diseños y calidades, entre otros aspectos. A continuación, te comentaremos cuáles son los costos aproximados de este producto para que tengas una referencia estimativa de los valores comerciales.

En el mercado podrás encontrar regaderas eléctricas desde 200 MXN hasta 2,000 MXN, e incluso más, dependiendo de las características mencionadas en el párrafo anterior. Sin embargo, también puedes conseguir modelos de excelente calidad entre los 400 MXN y los 600 MXN, aproximadamente.

¿Dónde comprar una regadera eléctrica?

Las regaderas eléctricas son artefactos sumamente versátiles y funcionales, ya que no necesitan instalación de gas y resultan fáciles y cómodas de usar. Las puedes conseguir en tiendas especializadas como Tonder y Hygolet, o en sitios comerciales como The Home Depot, entre otros.

También puedes encontrar gran variedad y surtido de regaderas eléctricas en internet, a través de páginas virtuales como Amazon, Ebay, Linio y Mercado Libre, entre otras. La compra online te brinda además la ventaja extra de hacer el pedido desde tu casa, donde aparte lo puedes recibir.

En el mercado existen diversos modelos de regaderas eléctricas, adaptados a diferentes preferencias y necesidades. (Foto: Lucian Milasan /123.rf.com)

Criterios de compra

En esta última sección del artículo te contaremos cuáles son los principales criterios de compra que no debes perder de vista a la hora de adquirir una regadera eléctrica, ya que es un producto muy variado y versátil. ¡Esta información te será de gran ayuda para elegir el modelo perfecto para ti!

  • Potencia
  • Accesorios complementarios
  • Materiales
  • Instalación
  • Seguridad
  • Recomendaciones

Potencia

La potencia de la regadera eléctrica es un factor muy importante a tener en cuenta, dado que determina cómo será el funcionamiento de este artefacto. A continuación, te daremos un parámetro de los watts aproximados para que tengas una referencia estimativa.

Potencia estándar. Las regaderas eléctricas tienen una potencia estándar de entre 4200 y 6800 watts. Debes tener en cuenta que cuantos más watts de potencia tenga más rápido calentará el agua, pero también implicará un aumento en el consumo energético.

Las regaderas eléctricas suelen consumir bastante más energía que los otros medios alternativos para calentar agua, por lo que deberás evaluar qué variante te conviene elegir. Una buena opción es que compres un modelo de 5000 watts (aproximadamente), que calentará rápido y no gastará tanto como las variedades de mayor potencia.

Accesorios complementarios

Como comentamos en el punto anterior, las regaderas eléctricas gastan más energía que las otras variantes para calentar agua, pero si ahorramos el agua también optimizamos la energía, ya que no habría un derroche innecesario. Aquí te mencionaremos algunos accesorios complementarios que te servirán de ayuda para esto.

Cabezal de ducha. En el mercado puedes encontrar cabezales de ducha que regulan la cantidad de agua para que salga los justo y necesario para un buen baño (ni más ni menos). Este accesorio te permite economizar agua y por ende energía, por lo que resulta una gran opción.

Válvula de cierre termostático. Existen válvulas de cierre termostático que se pueden instalar detrás del cabezal de ducha. Estos dispositivos permiten que el agua fría fluya cuando la ducha se enciende y que luego se reduzca cuando alcanza una cierta temperatura (por lo que también ahorran agua y energía).

Drenaje de recuperación de agua. Este drenaje se instala en el propio desagüe de agua y por medio de un cable conductor (generalmente de cobre) recupera el calor del agua y lo recicla nuevamente. Este sistema es muy eficaz pero notablemente más costoso que los dos anteriores.

Materiales

Los materiales de fabricación de las regaderas eléctricas determinan la calidad y durabilidad del producto. A continuación, te comentaremos cuáles son las materias primas más utilizadas para construcción de estos artefactos, para que conozcas sus principales características y particularidades.

Plástico. El material más común y utilizado para la fabricación de regaderas eléctricas es el termoplástico, debido a su resistencia a los cambios de temperatura. En el mercado podrás encontrar esta materia prima en distintas calidades, que determinarán también los costos del producto.

Metal. Hay regaderas eléctricas que están fabricadas con termoplástico y metal (normalmente acero inoxidable o aluminio cromado). Esta materia prima se caracteriza por ser resistente a los golpes y al paso del tiempo, por lo que garantiza la durabilidad del producto (y su costo más elevado).

Instalación

La instalación de las regaderas eléctricas es relativamente simple

Si bien la instalación de las regaderas eléctricas es relativamente simple, es importante que tengas en cuenta ciertos aspectos para colocarlas de manera más rápida, fácil y efectiva. Aquí te daremos algunos consejos que te ayudará a optimizar esta tarea.

Ubicación. Se recomienda que la regadera esté a una distancia aproximada de un metro debajo del tanque que le provee agua y alrededor de 2 metros por encima del piso. Por otra parte, trata de que la conexión eléctrica de la ducha está vinculada con una caja eléctrica de la casa por seguridad.

Cables. Te aconsejamos que verifiques previamente que las uniones de los cables de instalación estén perfectamente selladas con cinta aislante y teflón para evitar que se mojen si filtra agua por algún lago (lo cual sería bastante peligroso). Tomate unos minutos y previene cualquier riesgo evitable.

No encenderla hasta que esté llena. Cuando instales la regadera eléctrica no la enciendas hasta que se cargue completamente, dado que al estar llena de agua evitas que la resistencia se queme o se rompa. Es importante que tomes estos recaudos cada vez que utilizas la ducha para evitar que el artefacto se dañe.

Seguridad

A pesar de su practicidad y comodidad, las regaderas eléctricas pueden representar ciertos riegos debido a que combinan agua con electricidad, un combo bastante peligroso, por cierto. Aquí te daremos algunos consejos en relación a este tema para evitar riesgos innecesarios.

Evitar el contacto con la ducha. Cuando nos bañamos obviamente estamos mojados, por lo que el contacto de nuestro cuerpo con el artefacto eléctrico podría implicar un peligro de electrocución. Más allá que la mayoría de estos dispositivos suelen tener sistema de aislamiento, lo ideal es que evites tocar la ducha.

Correcto cableado. Por otra parte, el cableado debe estar totalmente conectado a tierra, y la ducha eléctrica necesita un circuito independiente de entre 30 y 40 watts, ya que con un circuito de menor capacidad el dispositivo podría tener disparos del interruptor.

Tamaño y peso. Otro factor importante para que tengas en cuenta es el tamaño y el peso del equipo completo de la regadera eléctrica, ya que si es demasiado grande y pesado correrás el riego de que se caiga. Si buscas un artefacto amplio ponle un soporte que amortice el peso y evite cualquier accidente (o rotura).

Temperatura excesiva. Suele pasar en las regaderas eléctricas que la temperatura del agua fluctúa mientras se usa, o que el primer chorro sale demasiado caliente o frío hasta que se equilibra el termostato. Puedes optar por los modelos con mezcladora termostática para evitar quemaduras.

Certificado de seguridad. Antes de comprar la regadera eléctrica, verifica que en la etiqueta aclare que el producto cumple con las normativas de seguridad vigentes. Esta certificación te dará la garantía de que el artefacto está testeado previamente y que la empresa se responsabiliza por cualquier problema que pudiera haber.

Es importante que tomes ciertas medidas de seguridad en relación a las regaderas eléctricas, para evitar cualquier peligro. (Foto: Piyawat Nandeenopparit / 123rf.com)

Recomendaciones

Para finalizar, te daremos algunas recomendaciones generales en torno a las regaderas eléctricas para que las tengas en cuenta al momento de la compra. Esperamos que esta información te sea útil para escoger el producto más apropiado para ti en función de tus preferencias y necesidades.

Optimización del consumo. Como mencionamos previamente, hay ciertos accesorios complementarios a las regaderas eléctricas diseñados para reducir su consumo. Otra forma con la que puedes optimizar el gasto energético es reducir la temperatura del agua y evitar los baños muy prolongados.

Presión del agua. Es muy importante que tengas en cuenta este factor antes de comprar una regadera eléctrica, dado que este tipo de artefacto no suele funcionar bien cuando la presión de agua es baja. Por otra parte, si la presión de tu ducha es muy fuerte trata de regular la intensidad para extender su vida útil.

Calidad. Es cierto que los artefactos eléctricos de mayor calidad tienen un costo considerablemente más elevado, pero también funcionan mejor y duran mucho tiempo, por lo que te recomendamos priorizar la resistencia y funcionalidad de la regadera eléctrica antes que el precio, ya que a mediano o largo plazo lo amortizarás.

(Foto de imagen destacada: Sutichak Yachiangkham / 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Daniela Yacub Periodista
Daniela es periodista y psicóloga social, sin embargo, ha sabido llevar su carrera a la par de sus deberes como madre de familia. Su principal hobby es la lectura; para ella es mundo de las palabras es, sin duda, su lugar favorito, aunque también en su tiempo libre disfruta del yoga. Ha escrito artículos periodísticos sobre actualidad política y cultural.