Hola, bienvenido nuevamente a este, tu espacio de consulta ReviewBox.com.mx donde siempre tenemos la información que necesitas para tomar las decisiones adecuadas sobre tus compras en puerta. En este artículo hablaremos de un tema delicioso, ¡las salsas!

Las salsas son el complemento que para muchas personas, la comida necesita. En México son parte casi obligada de la mayoría de los platillos, incluso comidas de otros países además de ser tropicalizadas al sazón mexicano, los chefs incluyen salsas como parte de la receta o se colocan por separado a disposición de sus comensales.

Como dicen por ahí, ¡Ponte salsa! y toma nota porque aquí te vamos a dar santo y seña de todo lo que tiene que ver con estos deliciosos complementos. Te diremos qué son, de qué tipo hay, qué ventajas y desventajas tienen, entre otros tantos detalles. ¡Acompáñanos!

Primero lo más importante

  • Las salsas son un complemento gastronómico que acompañan los alimentos o que forman parte de un platillo. Se trata de una mezcla de ingredientes que se licuan o trituran formando una consistencia líquida o espesa, que puede servirse fría, tibia o caliente y que va de muy picante a nada picante o incluso agridulce.
  • Aunque se les pueden catalogar de diferentes maneras, una clasificación que se da a partir de su proceso de elaboración es la división entre las salsas emulsionadas y las no emulsionadas, independientemente de si son en frío o caliente.
  • Entre los criterios importantes que deberemos considerar para comprar una salsa está el tener definición sobre lo que vamos a cocinar, si deberá picar o no y por supuesto si deberá ser mexicana o de otro tipo.

Ranking: Las mejores Salsas

1er Lugar – Salsas la Morena

Paquete de 6 frascos de salsas, elaboradas artesanalmente. Sus preparaciones están hechas para cautivar los sentidos de quien las degusta. Se distinguen por su preparación, sazón, sabor, consistencia y color.

Las opciones incluyen dos frascos de salsa roja de estilo casero, elaborada con ingredientes como chiles jalapeños verdes, tomates rojos picados, cilantro, cebolla y especias. Dos frascos de salsa verde y dos frascos de salsa chipotle, estos últimos también elaborados con ingredientes de alta calidad.

2o Lugar – Salsa artesanal de arándano y nuez

Salsa de picante medio, elaborada con ingredientes cuidadosamente certificados. Una opción práctica para degustar con guisos y botanas como pastas, quesos, ensaladas, cortes finos, aves y pescado, etc.

Es una opción saludable para la gente ya que el producto está libre de gluten, de colesterol y de ingredientes de origen animal. Estas salsas están fabricadas en México por mujeres de San Luis Potosí.

3er Lugar – Salsa Valentina

Salsa picante etiqueta amarilla, lista para disfrutarse en compañía de otros alimentos como botanas, pescados fritos o cocidos, verduras y frutas, pizza, etc. Entre sus diferentes ingredientes se encuentran chiles secos puyas y serranos, agua, ácido acético, sal, condimentos y benzoato de sodio.

La salsa valentina es muy popular en México y es de gran ayuda si no se tiene otra a la mano, es además transportable, ideal para llevarla a campamentos o picnics. Tenerla lista a la hora de sentarse en familia frente a la televisión.

Guía de Compra

No es lo mismo ir de shopping sabiendo qué vamos a comprar y porqué, que ir sin tener la menor idea de lo que queremos, el conocimiento previo es una herramienta importante para hacer valer el dinero gastándolo inteligentemente. En esta sección veremos a mayor detalle de qué se tratan las salsas y sus ventajas.

Aunque no pique, la pizza también incluye una rica salsa de tomate. (Foto: Alexandra Fedorova / 123rf.com)

¿Qué es la salsa y qué ventajas tiene?

La salsa es una mezcla de ingredientes que al ser licuados o triturados, forman una substancia líquida, espesa o cremosa que sirve para complementar el sabor y olor de los alimentos. La salsa puede ser sin picante o incluirlo en mayor o menor escala. Algunas como la madre, son la base para generar recetas adicionales.

Las salsas también se realizan con el objetivo de ser parte de un platillo, pueden ser la base del mismo o únicamente un ingrediente más en él, de este modo se come una salsa caliente que puede ir en platillos de estilo muy mexicano, italiano, chino o de otras culturas.

También se come fría, pudiendo ser un complemento opcional de los platillos de los comensales. En México, la importancia del picante es elevada, es un elemento cultural y gastronómico relevante, sin embargo, aún aquellos que no comen picante, pueden comer y tener gusto por las salsas (sin chile).

Ventajas
  • Potencian o mejoran el sabor de los platillos
  • Son el ingrediente principal de algunas recetas
  • Algunos ingredientes dan beneficios a la salud
  • Se pueden hacer con chile o sin chile
  • Hay una gran variedad de opciones
Desventajas
  • Las muy picantes generan molestias estomacales
  • El exceso en el uso de algunos ingredientes puede arruinar el sabor
  • Una salsa mal elaborada puede arruinar el sabor de un platillo
  • Algunas son altamente calóricas

Salsas emulsionadas o no emulsionadas – ¿A qué debes prestar atención?

Las salsas varían unas con otras, dependiendo de sus ingredientes pueden ser distintas en color, olor, sabor y consistencia. Incluso salsas con los mismos ingredientes pueden ser distintas de acuerdo a su modo de preparación. En función de su proceso de elaboración las salsas se clasifican en:

Salsas emulsionadas. Son salsas que para su elaboración necesitan ser batidas ya que este proceso permite su fusión. Los líquidos son inestables por lo tanto al mantenerse en reposo se separan. Por regla general uno de estos ingredientes es graso (emulsionante), pudiendo ser aceite, mantequilla, sebo, etc.

No emulsionadas. Se producen al mezclar diferentes ingredientes sólidos y líquidos que no son emulsionados. En contra parte pueden elaborarse mediante la cocción de algunos ingredientes, o también pueden ser en frío.

Salsas emulsionadas No emulsionadas
Característica Contienen uno o más elementos en suspensión y otro en movimiento No requiere emulsión
Mezcla Al menos dos líquidos Sólidos y líquidos
Temperatura Puede ser frío o caliente Puede ser frío o caliente
Ejemplos Salsa mayonesa, salsa holandesa Tomate frito, ketchup, mostaza

¿Hay otras clasificaciones?

Hay gran variedad y tienen gran importancia en diferentes culturas gastronómicas, por ejemplo en Francia su uso data desde la era medieval y llegado el siglo XIX un chef francés las clasificó en salsas madre, de ellas se desprendieron las conocidas como derivadas.

Salsas madre. Son un grupo de salsas que sirven de base para la preparación de muchas otras, están hechas con fondo de cocina, tomate, aceite o mantequilla. Este grupo lo comprenden 6 salsas: la salsa española, salsa velouté, salsa de tomate o pomodoro, salsa mayonesa, salsa holandesa y salsa bechamel.

Derivadas. Son salsas creadas a partir de las madres. De la española se obtiene salsa italiana, oporto, charcutera, champiñones; de la salsa velouté se obtiene la suprema, alemana, de vino blanco, veneciana; de la de tomate obtenemos napolitana, boloñesa y kétchup; la mayonesa da andaluza, chantilly, verde y tártara.

A partir de la salsa holandesa se obtiene salsa maltaise, mousselina, noisette; y finalmente la bechamel genera salsas como salsa crema, salsa mornay y salsa soubise. Una gran variedad de salsas que se pueden aprovechar en los diferentes platillos de la gama culinaria.

Salsas integrales. Son salsas elaboradas con jugos naturales, aquellas que son derivadas de un producto cárnico o verdura a través de un proceso de cocción. Es una salsa que se libera al momento de cocinar.

Salsas independientes. Son salsas que no se derivan de otras, ni de un proceso de cocción. Los ingredientes son independientes del producto principal. Un ejemplo de estos son la vinagreta, el coulis, los purés y los aderezos.

¿Cuánto cuestan las salsas?

Los precios de las salsas varían según su tamaño, tipo, presentación, establecimiento en el que se compran y suelen ser más caras si son artesanales o gourmet. Se pueden encontrar tan económicas con precios de alrededor de 30 MXN como en el caso de la salsa CHITUMÁ con Chile Serrano de 60ml.

Otras de precios más elevados están en menos de los 200 MXN y más de los 400 MXN como en el caso de las salsas artesanales de habanero que se pueden encontrar por paquete de varios frascos. La variedad de precios es tan amplia como la gama de opciones que se encuentran en el mercado.

¿Dónde comprar salsas?

Para comprar basta con acercarnos a nuestro supermercado favorito, ya sea Soriana, Sam’s, Wal-Mart, HEB, Superama, CostCo, City Club, La Europea o en tiendas más especializadas como Salsas Castillo, El Yucateco, Soy Parrillero, entre otros.

Para comprar en línea te recomendamos acercarte a tiendas de buen prestigio como Amazon, Mercado Libre o Ebay donde puedes encontrar variedad de opciones, pero también puedes visitar las tiendas virtuales de los comercios antes mencionados, ya que la mayoría ofrece la opción de compras en línea.

Criterios de compra: factores que te permiten comparar y calificar los distintos modelos de Salsas

En la recta final de este artículo, debemos considerar apenas un par de detalles más que aunque son mínimos pueden ser la diferencia entre disfrutar un platillo o botana con la salsa adecuada o fallar en el intento.

  • Salsa por tipo de platillo
  • Salsas Mexicanas
  • Con o sin picante

Salsa por tipo de platillo

Al buscar una salsa debemos de tener claridad de la combinación que haremos. Ya que al igual que los vinos unas combinan mejor que otras con ciertos alimentos. No es lo mismo comer una arrachera con guacamole que con boloñesa. A continuación te presentamos una tabla con sugerencias pero recuerda que las posibilidades son muy amplias.

Tipo de alimento Salsa
Carnes Españolas y sus derivadas Chimichurri Barbacoa Agridulce
Pollo Aurora Champiñones Mostaza y miel Boletus
Pescado Rusa Holandesa Rouille Vinagreta de azafrán
Ensaladas Vinagreta De Yogur Mostaza Mostaza y miel
Pasta Cuatro quesos Al ajo Al Pesto De aguacate
Botanas Valentina Búfalo Kétchup

Salsas Mexicanas

No podríamos dejar fuera el toque mexicano que dejan nuestras tradiciones y costumbres y así como hay salsas gourmet para cantidad de platillos, México tiene una gama de opciones enorme, donde una misma salsa sirve para hacer un platillo completamente diferente o acompañar a otros sin estar necesariamente integrada.

Tal es el caso de la salsa verde con la que se pueden hacer enchiladas y chilaquiles y además usarla para los tacos ya sea cocida o cruda. Con la salsa roja sucede lo mismo, pero si es molcajeteada entonces será un excelente acompañante de carnes y tacos.

El guacamole es otra deliciosa y tradicional salsa que nos permite acompañar totopos para botanear, y tacos, carnes, quesadillas, etc. El mismo caso sucede con el pico de gallo, un gran complemento de molletes, quesadillas, totopos, carnes y hasta caldos.

El mole es una salsa que o amas u odias, su sabor están especial que para los mexicanos es lo más natural del mundo, pero para extranjeros es un acompañamiento gastronómico muy inusual. Se consume con enchiladas, huevos, pollo, etc.

Y para nuestras botanas no puede faltar la tradicional valentina y el chamoy. Y aunque la Kétchup no es tradicional mexicana, en México acompaña papas a la francesa, pizza, huevos, y las tradicionales hamburguesas.

Con o sin picante

Si comes picante este punto te vendrá por demás. Es bien sabido que el mexicano que come chile no será referencia para otro que no lo come, pues lo que para unos no pica para otros será una bomba de picor en la boca. Y por extraño que parezca también hay algunos que no comen chile, así que ellos estarán felices de considerar este punto.

Con picante. Son salsas que en su contenido incluyen uno o varios chiles, pueden encontrarse a bajo nivel o a mayor escala de picor. Es recomendable poner gran atención al etiquetado si eres sensible o si no te gusta mucho. Esta opción se puede consumir con cualquier alimento teniendo en cuenta que cubrirá un poco el sabor original.

Sin picante. Aquellas salsas elaboradas con ingredientes que excluyen de su posología cualquier chile. Su sabor puede ser cremoso, ácido o de cualquier otro tipo que combine perfecto con algunos alimentos. En esta categoría encaja cualquiera creada en casa sin chile pero también opciones como la vinagreta o la mostaza.

Como puedes ver, las opciones para ambos gustos son bastas. Nadie tiene porqué quedarse sin probar unas rica salsa y tampoco todas están hechas para picar, sino para acompañar y mejorar el sabor. Así que si te gusta o si no, recuerda revisar el etiquetado para no llevarte ninguna sorpresa.

(Foto de imagen destacada: Vitalii Netiaga / 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Teresa es Publicista, creativa e innovadora, que siempre está en búsqueda de plasmar sus ideas y hacer negocios distintos. Uno de sus principales hobbies es la música, tanto escucharla como reproducirla a través de la batería. También es amante del cine y de mantenerse informada.