Bienvenido a ReviewBox! Desde el punto de vista pedagógico el conocimiento de los elementos químicos es importante para las personas que se están formando en ciencias. Por esta razón, hoy compartiremos material de calidad sobre la tabla periódica, que además ayuda a quienes no tienen discernimiento en la materia.

A simple vista observarás un montón de cuadros coloridos. Lo cierto es que la tabla organiza todos los materiales en una matriz informativa. Están situados así: de arriba hasta abajo, según el orden ascendente del número atómico y aumento de la masa, y también de derecha a izquierda para que los ubiques mejor.

Es evidente que este objeto de estudio ofrece una solución práctica en sí mismo: resuelve el problema de las sustancias desordenadas. ¿Tienes dificultad para entender la composición, propiedades y transformaciones químicas? Entonces no te pierdas de esta nueva edición dedicada exclusivamente a la agrupación de componentes.

Primero lo más importante

  • La tabla periódica es un instrumento con forma de gran cuadro creado para que los científicos y estudiantes puedan conocer rápidamente la masa, número de electrones y propiedades únicas de partes metálicas o no, dispuestas a la derecha e izquierda del cuadriculado.
  • ¿Cómo es la matriz que requieres? Distingue entre la propuesta tradicional, el formato Maya o el de unidades repetidas. Aunque guardan estrecha relación entre sí, la manera en que representan el contenido es distinto. Por ello, te conviene asegurarte de elegir la indicada.
  • Información, tamaño, impresión y formato son los cuatro factores de compra en los que hemos profundizado. Te sugerimos observar cada uno de ellos con el más alto criterio estudiantil o profesional. Solo así tendrás la garantía de llevarte el cuadro químico ideal.

Ranking: Las mejores tablas periódicas

Es común que exista confusión e incluso ansiedad a la hora de elegir esta herramienta. Pero tú no debes preocuparte, porque nosotros hemos elaborado una lista con los siete productos más demandados de internet, y por supuesto, mejor calificados por los compradores que los prefieren.

1er Lugar – Mochila con tabla periódica educativa, zzkko

Mochila portátil para ir a la escuela, practicar senderismo o camping, confeccionada en poliéster ligero impermeable que no daña al medio ambiente. Este artículo destaca porque tiene impresa la tabla de los elementos. Así figura como un regalo perfecto para niños y niñas que estén en pleno desarrollo escolar.

zzkko se caracteriza por la innovación de sus diseños. En este caso, el gráfico de las agrupaciones químicas podría personalizarse por los más pequeños. Pero además de ello, aprovecharán el bolso para llevar computadoras y otros artefactos necesarios en el colegio. Considéralo como un excelente utensilio educativo.

2o Lugar – Tabla periódica ilustrada, EuroGraphics

Una de las mejores formas de aprender cuáles son los químicos de la tabla es armando un rompe cabezas didáctico ilustrado. EuroGraphics ha diseñado este fantástico instrumento pedagógico que viene en una caja de 25.4 x 35.6 x 6 cm de longitud. En su interior hallarás 1000 piezas confeccionadas en la más alta calidad, 100% reciclables.

Es un artículo seguro, no tóxico, impreso con tintas de origen vegetal. Está certificado por Forest Stewardship Council, una organización sin fines de lucro que avala el manejo apropiado de los derivados medioambientales. Pero eso no es todo, el tablero tiene la capacidad de entretener y educar a tus hijos, ambas al mismo tiempo.

3er Lugar – Periodic Table Vintage, Cavallini Papers

Cavallini Papers presenta el típico póster decorativo de pared inspirado en la tabla de los elementos. Mide 20 por 28 pulgadas, incluye clavo para colgar e imágenes de los archivos donde se agrupan las diferentes sustancias. ¿Lo mejor? Es muy fácil llevarlo de un lugar a otro debido a que se enrolla sobre sí mismo.

Este producto sostenible impreso en papel italiano no ocasiona daños al medio ambiente. Se asemeja a los clásicos papers que se encuentran en las escuelas, seguramente será el centro de atención de cualquier sala, estudio o despacho. Después de todo, tú decides donde colocarlo una vez que lo adquieras para ti o como obsequio.

4o Lugar – El libro de la tabla periódica, DK

Ofrece un recorrido profundo por los 118 elementos que conforman la tabla. Es un volumen repleto de imágenes y datos increíbles, ideados para explicar las propiedades de cada sustancia, además de su estructura atómica. Incluye más de 1000 fotografías ilustrativas a todo color que facilitan el aprendizaje de los pequeños.

Su diseño pedagógico e impresión en español, lo convierten en la obra perfecta para ampliar los conocimientos de las ciencias. Sus dimensiones son 22.2 x 2 x 28.3 cm, pesa 1.2 Kg y dispone de formato agradable a la vista. Tras leerlo sabrás en qué se utiliza cada elemento, quién lo descubrió y cuáles son sus características más resaltantes.

Guía de compra

Presta atención a todos los detalles que te mencionamos en esta guía de compra estructurada. Y así deja a un lado las posibles confusiones en torno a las agrupaciones de componentes químicos. Verás que con tan solo leer nuestro contenido, tomar la decisión adecuada es más simple de lo que creías.

Verifica tu tabla de compuestos químicos es necesario para realizar experimentos. (Foto: Geralt/pixabay.com)

¿Qué es una tabla periódica y qué ventajas tiene?

Es una estructura que presenta todos los elementos químicos dentro de una matriz, de allí su nombre. Para ordenarlos, toman como base el número atómico identificado con la letra Z, las propiedades y configuración electrónica de los electrones. Finalmente esto se convierte en una cuadrícula simplificada.

Esta estructura posee filas y columnas, conocidas como períodos y grupos, respectivamente. Las sustancias que comparten ciertas características se encuentran dentro de la misma columna. Gracias a esta lógica, la tabla funciona como una herramienta útil para analizar el comportamiento científico.

Algunos la consideran como “el corazón de la química”, y desde su creación se ha empleado como un instrumento común en instituciones educativas, laboratorios especializados y espacios profesionales. Por lo tanto, se trata de un utensilio básico en cualquier entorno donde se trabaje con esta materia.

Ventajas
  • Organizar los elementos químicos
  • Comparar propiedades
  • Diferenciar metales y no metales
  • Agrupar elementos similares
  • Localizar con facilidad los componentes
Desventajas
  • Mucha información en poco espacio
  • Existen formatos confusos
  • No refleja la distribución exacta de electrones
  • Difícil de interpretar
  • Ciertos grupos no están en el cuerpo principal

Tabla periódica tradicional, maya o de elementos repetidos – ¿A qué debes prestar atención?

Muchas personas se preguntan cuál es la versión adecuada de la tabla periódica de los elementos para el estudio de la química. En líneas generales, todas contienen la misma información, pero presentada de forma diferente. Por eso es indispensable que conozcas sus características.

Tradicional. Se trata de una versión ampliada y mejorada de la tabla publicada por el científico ruso Dmitri Mendeléyev en 1869, en la cual se ubican las unidades en función de sus propiedades químicas. En principio contenía 63 componentes y después se incorporaron nuevos.

El químico suizo Alfred Werner diseñó la estructura empleada actualmente, formada por 18 columnas, que indican conductas químicas similares. Dispone de 118 sustancias jerarquizadas de acuerdo con el número atómico, según la versión publicada en 2015.

Maya. Está ordenada en capas electrónicas, y recibe su nombre dado que se parece al calendario de esta antigua civilización. Las columnas se convierten en siete anillos diferentes. En la zona central de la circunferencia se encuentran el hidrógeno y el helio.

Esta presentación tiene la ventaja de que permite relacionar a cada unidad con un gas noble, hallados en la línea vertical similar a las doce en punto en un reloj, en tonalidad amarilla. Mientras mayor sea la distancia, menor será la reacción entre ellos.

Elementos repetidos. Ronald L. Rich propuso este formato donde las partes aparecen más de una vez en diferentes grupos. Estas relaciones se producen en función de ciertas propiedades y similitudes químicas, como las valencias o electronegatividad.

Por ejemplo, el carbono y el silicio están en el mismo grupo que el titanio y el circonio. Por su parte, el hidrógeno comparte cualidades con los conjuntos: carbono, 1 y 17, en cuanto a valencia, cualidades no metálicas y unión química a metales de transición, respectivamente.

Tradicional Maya Elementos repetidos
Organización Número atómico Capas electrónicas Similitudes químicas
Repetición de elementos Una vez Una vez Las necesarias
Diseño Columnas Circular Columnas
Distribución Periodos y grupos Periodos y grupos Periodos y grupos
Color

¿Cuánto cuesta una tabla periódica?

No pienses que por tratarse de un producto comercializado ampliamente es económico en su totalidad. Recuerda que los fabricantes han innovado en la creación de presentaciones adaptadas inclusive a los gustos más exigentes del mercado. Con una buena investigación sabrás que la inversión final varía según las aplicaciones del material.

Comencemos por lo más simple. Adquirir una matriz impresa en papel, acrílico, lona, tela o plástico te costará entre 120 MXN y 2,000 MXN, esto dependiendo del formato que elijas. Puedes decidir por folletos, vasos, manteles, impermeables y bolsos. En una o tres dimensiones, impresas a color o blanco y negro.

El formato digital ahorra los costos. Por ejemplo, llevarte la versión de la tabla para Kindle, con ilustraciones y la explicación profunda de cada material, tiene un valor a lo sumo de 100 MXN. Por supuesto, una vez más el presupuesto se ajustará a tus preferencias y usos, ya que emplearla de forma académica o profesional es diferente.

¿Dónde comprar una tabla periódica?

Esta sección también merece una advertencia dirigida al consumidor. Verás, la impresión de este utensilio se ha diversificado tanto, que hoy en día las empresas fabricantes de textiles, artículos personales, para la cocina y el baño, complementos estudiantiles, y obviamente laboratorios profesionales, los venden libremente.

Por eso decidimos hacer una lista detallada en la que encontrarás los almacenes comerciales donde comprar tu tabla de elementos en México. Representaciones especiales HCR, Equipo para Laboratorio, Neocitec, Reactivos y Equipo, Súper Papelera y Casa Científica, tienen propuestas versátiles y llamativas a tu alcance.

Quiminet, Laboratorio Escolar, Amazon México, Mercado Libre, Gandhi y La Casa del Libro son tiendas online en las que hacer tu pedido con destino directo a la puerta de tu casa es muy fácil. Tan solo debes ingresar y seleccionar la matriz de tu preferencia, te aseguramos que en un tiempo oportuno la tendrás en tus manos.

Consulta la tabla periódica en línea desde tu computador. (Foto: Angellodeco / 123rf.com)

Criterios de compra factores que te permiten comprar y calificar los distintos modelos de tabla periódica

El mercado te ofrece alternativas diferentes en cuanto a tablas periódicas se refiere. Ante esta realidad, es normal que sientas dudas sobre cómo elegir la indicada para ti. Por eso hemos creado todos los criterios necesarios para que adquieras la mejor. Toma nota de cada uno y no olvides de qué trata.

  • Contenido
  • Tamaño
  • Diseño
  • Forma

Contenido

Por lo general, cualquier tabla periódica contiene información básica sobre las unidades. Sin embargo, algunos modelos disponen de detalles más especializados, que requieren mayor espacio donde plasmarlos. Para saber qué tan específica debe ser, evalúa el contexto en el cual la utilizarás. De esa manera cumplirá con tus expectativas.

Simbología. Indispensable en cualquier presentación de tabla periódica. Consiste en una abreviación o distintivo de un elemento químico, derivado del griego, alemán, inglés, latín, ruso o francés. Si precisas de una herramienta básica para tu trabajo o estudios, asegúrate de que al menos incluya esta nomenclatura.

Nombre. Se refiere a los sustantivos de todos los componentes químicos. ¿Aún no has aprendido el significado de los símbolos que conforman la tabla? Entonces adquiere una donde observes los nombres comunes. Por ejemplo, carbono, oxígeno o aluminio. De esa manera una persona sin mayor instrucción podrá comprenderla.

Número atómico. Hace referencia a la cantidad total de protones que contienen los átomos de un químico en particular. Usualmente se representa con la letra Z y se encuentra como un subíndice a la izquierda. ¿Quieres entender de forma lógica el orden de los componentes? Procura que la tuya tenga esta información.

Valencias. Este número incorpora la cantidad de electrones que necesita un elemento para alcanzar su máximo nivel energético. Es una información indispensable al estudiar conceptos básicos, debido a que se utiliza para calcular reacciones o enlaces químicos entre la combinación de sustancias.

Tamaño

Debido a que encontrarás múltiples cuadros, es normal que tengas dudas respecto a qué tan grande debe ser tu matriz. Evalúa detenidamente el sitio donde la vas a colocar, así como el propósito para el cual la necesitas. Y por supuesto, la cantidad de dinero que estás dispuesto a invertir. Una vez listo, escoge alguna de las propuestas.

Pequeño. Con sus dimensiones de 7.5 cm x 12.5 cm, es ideal para utilizarlo como marca libros o llevarlo dentro de una agenda. Debido a su reducido tamaño, posiblemente contenga información elemental, como el símbolo químico. Por lo tanto, solo es una herramienta básica y accesible.

Mediano. ¿Buscas un instrumento que incluya información química importante y no ocupe mucho espacio? Opta por formatos de 13 cm x 20 cm que podrás llevar en tu cartera y consultar cuando lo requieras. De igual modo, permite leer con facilidad elementos importantes, algo diminutos, como la valencia o el número atómico.

Grande. En esta presentación de 100 cm x 120 cm tendrás todos los datos de valor que forman parte de la tabla y de los que tal vez deberías prescindir en muestras más pequeñas. Recomendada como cartelera informativa. Sus costos son mayores y ocupa un espacio importante en tu entorno.

Extra grande. ¿Trabajas en un entorno profesional donde precisas tener a la mano y en gran medida todo lo relacionado con la tabla periódica? Te convendría invertir en un modelo de elevadas promociones: 150 cm x 200 cm. Procura que se adapte al lugar donde la colocarás. Ahora bien, toma en cuenta que requerirá de una inversión mayor.

Diseño

Tienes varias posibles opciones para seleccionar. ¿Cómo saber cuál es la más conveniente? Evalúa tu presupuesto, los detalles que necesites manejar y gustos, por supuesto. Después de todo, también puedes emplear esta herramienta como artículo decorativo en tu laboratorio o zona de estudio.

Blanco y negro. Tono de impresión tradicional. ¿Te gustan los accesorios y la decoración vintage? Con una versión en blanco negro crearás un espacio de trabajo similar al que utilizaban los científicos antiguos, como Dmitri Mendeleyev y Julius Lothar Meyer, creadores por separado las primeras tablas periódicas.

Color. Por lo general es más costoso que el anterior, aunque agradable a la vista. Dentro de la tabla periódica los colores se utilizan para clasificar a los elementos entre metales, no metales, metaloides, y las respectivas subcategorías. Para distinguir rápidamente a qué grupo pertenece un componente, esta es tu mejor opción.

Plastificado. Lamina brillante especial que se superpone al papel en una o ambas caras, otorgando un acabado elegante y resistencia considerable. Se pega gracias al trabajo de una máquina. Invierte en esta variante si deseas que tu accesorio cuente con cierta rigidez y durabilidad frente a los factores externos.

Relieve. Cuando adquieres tablas con este tipo de impresión, tocar con la punta de tus dedos cada una de las unidades te permitirá vivir una experiencia inolvidable. Se recomiendan para que los niños interactúen con los materiales y se sientan atraídos por el mundo de la química, también sirven para docentes y profesionales.

Goza la pasión de hacer nuevos ensayos en el laboratorio. (Foto: Jarmoluk/pixabay.com)

Forma

A lo largo de los años se han elaborado diferentes cuadros químicos. En líneas generales, todos contienen la misma información, pero jerarquizada según ciertos criterios científicos. Elige el que mejor se adapte a las necesidades de tu trabajo, estudios o investigación profesional.

Cuadrícula. La estructura más utilizada en la actualidad. En ella los elementos se ordenan de acuerdo con sus números atómicos, en forma descendente desde arriba, de un lado al otro. Las hileras horizontales se llaman periodos y las verticales grupos o familias. ¿Buscas una tabla periódica fácil de entender? Esta es tu mejor opción.

Espiral. Propuesta por Teodoro Benfey en 1960. Tiene 32 grupos, ocho periodos y espacios para las partes aún no descubiertas. Organiza las unidades de acuerdo con el número atómico creciente, la configuración electrónica y las propiedades químicas. Elígela si quieres trabajar con un formato efectivo y diferente al estándar.

Tridimensional. Fue diseñada por el químico Paul Antoine Giguere en 1966. Se asemeja a una flor y está compuesta por cuatro paredes donde las sustancias se encuentran escritas en las partes delantera y trasera. ¿Te gustan los instrumentos decorativos donde sea que los pongas? Sin dudas, esta forma alternativa marcará la diferencia.

(Foto de imagen destacada: Adriano/123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Iván es un periodista especializado en redacción de contenido web. Una de sus más grandes pasiones es la investigación, aunque también le encanta leer y jugar tenis en su tiempo libre. También disfruta trabajar con herramientas que le ofrezcan soluciones útiles en las actividades cotidianas. Ocasionalmente practica el Kung Fu.