Última actualización: 16/05/2020

Nuestro método

13Productos analizados

27Horas invertidas

5Estudios evaluados

71Comentarios recaudados

La higiene es algo que concierne a todos. Sin embargo, las mujeres tienen que preocuparse por un aspecto extra: la menstruación. Este proceso natural del cuerpo, que todas experimentan, conlleva un cuidado con productos especiales, como es el caso de los tampones.

Existe una gran variedad de productos para controlar la menstruación, como las copas menstruales, las toallas femeninas y los tampones. Sin embargo, algunos de estos productos son más cómodos y eficientes que otros. Muchas buscan que, aunque estén en esos días del mes, esto apenas se note. Esa invisibilidad que algunas añoran la proporciona el tampón, un objeto que proporciona una gran libertad de movimiento y es fácil de usar.

Es muy común que, si es tu primera vez comprando tampones, no sepas realmente como elegirlos o por donde empezar. Si este es tu caso, entonces no debes preocuparte demasiado, ya que a través de este artículo te enseñaremos todo lo que necesitas saber sobre los tampones femeninos, para que adquieras el ideal para ti.




Lo más importante

  • Los tampones son, básicamente, un producto de higiene femenina, hechos de algodón, alargados, que se introduce en la vulva para lograr atrapar la sangre que viene durante el periodo menstrual, permitiendo el movimiento libre y mucha discreción.
  • Dentro del mercado actual existen muchas variedades de tampones, a los cuales debes prestar atención para que elijas el que mejor se ajusta a ti. Hay dos en particular que debes conocer. Por una parte están los regulares, que suelen ser de uso diario, más general. Y por otra están los slender, que son más delgados y perfectos para un primer uso.
  • Antes de que determines cual es el modelo de tampón adecuado para ti, es bueno que tengas en cuenta ciertos factores que te permitirán realizar comparativas entre un modelo y otro. Criterios como retención de humedad, tipo de uso, aplicador y material son destacables.

Los mejores tampones: Nuestros favoritos

Los mejores tampones super

Este modelo de tampón es excelente para flujos abundantes. Esto hace que sea ideal para los primeros días del periodo menstrual, en los que la cantidad de sangre suele ser mayor. Incluye 10 tampones con aplicador de plástico, lo que hace que sean fáciles de colocar.

Los tampones están hechos de material sintético y algodón, lo que aumenta su capacidad de absorción. Una vez colocados, se expanderán y ajustarán al interior de la vagina. De esta forma, evitarán que se produzcan fugas.

Los mejores tampones superplus

Continuamos con los tampones más grandes en talla y capacidad de resistencia de la lista. Son ideales para al menos el primer y segundo día del periodo, cuando este suele ser muy abundante. Cada envase trae 10 tampones y la punta de estos es extra-suave. Esto hará que la introducción sea más cómoda, al igual que el movimiento durante su uso.

Tienen un cordón resistente que hace que sea sencillo de retirar cada vez que tengas que usar uno nuevo (cada 4 horas como máximo). Están protegidos por una gasa fina en la superficie para que, en el momento de retirarlo, no se deshaga por la cantidad de humedad que contiene.

Los tampones más suaves

La gama de tampones “Pearl” es una de las más populares de la marca Tampax. Con ella, esta compañía presume de incluir un aplicador de plástico súper suave inspirado en la textura de las perlas. Este modelo también viene con un sujetador antideslizante para una fácil inserción.

Emplea la tecnología Form-Fit, gracias a la cual el tampon se expandirá para cubrir las áreas descubiertas. De esta forma, se evitarán posibles manchas. Cuenta también con una cadena protectora que ayudará a atrapar las fugas y regresarlas al centro del tampón.

El mejor paquete combinado de tampones orgánicos

Este paquete de la marca Emerita contiene tampones completamente orgánicos. Está libre de aromas que puedan irritar y aplicadores que generen un desecho extra. Son suaves y de aplicación sencilla y cada paquete trae 32 unidades.

Con este modelo, obtendrás los tampones necesarios para cada etapa de tu menstruación, de acuerdo con la naturaleza de la misma. Incluye 16 tampones de categoría regular, 8 súper (para flujo moderado) y 8 súperplus (para cantidades mayores de sangre).

Lo que debes saber sobre los tampones

Después de conocer los mejores modelos de tampones, puede que ya tengas una idea más clara sobre qué necesitas y puedes comprar. No obstante, es bueno que, antes de realizar la elección final y adquirir los tampones, conozcas ciertos términos y características más importantes relacionados con este producto. Esto te dará mayor seguridad.

El tampón correcto no debe causar incomodidad, sino darte libertad para realizar tus actividades sin miedo a accidentes. (Foto: Daniel Jedzura / 123rf.com)

¿Qué son los tampones y qué ventajas tienen?

Un tampón es, en resumidas cuentas, un producto de higiene femenina, con forma alargada, similar a un pequeño tubo, con una alta capacidad de absorción y textura suave. Está pensado para controlar la menstruación, evitando accidentes. Se introduce en la vagina de la mujer con cuidado, y este “tapa” la salida de sangre.

Dentro de sus múltiples ventajas se puede destacar la seguridad, ya que, al cubrir por completo la entrada de la vulva, es muy poco probable que la sangre salga por algún lado. Además de ello, no se notan, ya que ocupa una posición interna. Esto hace que sea más cómodo salir y realizar actividades físicas, incluso natación.

Aunque puede que este producto parezca perfecto, al igual que cualquier otro en el mercado, tiene ventajas y desventajas a las que debes prestar atención. No decimos esto porque sea defectuoso, sino para que conozcas todas las características que le rodean y tengas certeza de lo que estas comprando al momento de tomar la decisión final.

Ventajas
  • Son muy seguros y con ellos será casi imposible tener un accidente
  • Son económicos
  • Al colocarlos no se notan, permitiendo libertad de movimiento
Desventajas
  • Pueden ser incomodos al colocarlos, en especial en chicas sin experiencia sexual
  • Acostumbrarte a que lo llevas puede hacer que te olvides de ello
  • Si no se cambia cuando es necesario puede generar infecciones graves.

Tampones regulares o tampones “slender” - ¿A qué debes prestar atención?

Algo que debes tener muy presente al momento de adquirir tu tampón es que cada cuerpo es diferente y, por ello, el tampón correcto para ti no siempre será el que use una mayoría. Debido a que es un producto muy íntimo (en especial por la forma en que se aplica) debes buscar la mayor comodidad posible para ti.

En el mercado hay varias tallas de tampones, y si es la primera vez que los compras puede que te confundas un poco, ya que no sabrás a ciencia cierta cual escoger. Hay dos modelos en particular en los que te debes fijar en tu primera vez: los tampones regulares y los tampones slender.

Tampones regulares: Este tipo de tampón es el más pequeño dentro de una escala general. Suelen diseñarse para las mujeres que comienzan con este producto al iniciar el desarrollo de la menstruación. Miden entre 8 cm y 10 cm, lo cual es una medida que, a escala general, es sencilla de aplicar.

Su grosor es menor a las tallas siguientes, por lo que suelen recomendarse para las primeras veces de uso. No obstante, hay mujeres que consideran su tamaño demasiado grande y sienten alta incomodidad, en especial cuando no hay ninguna experiencia sexual previa que pueda hacer que la sensación sea más cómoda o familiar.

Tampones slender o mini: Estos tampones son pensados para aquellas personas que no sienten comodidad al utilizar los regulares. Son más delgados y pequeños en cuanto a longitud, lo que hace que sean más fáciles de colocar, sin sentir un exceso de incomodidad al introducirlo dentro de la vulva. Miden entre 6 cm y 8 cm.

Son ideales para mujeres que nunca han usado un tampón ni han tenido una experiencia sexual (propia o con otra persona) que involucre la introducción de algo en la vulva. Al ser una sensación que algunas pueden sentir invasiva incluso, es recomendable empezar por las tallas pequeñas, aunque éstos absorban menos que los regulares.

Tampones regulares Tampones slender o mini
Medidas De 8 cm a 10 cm De 6 cm a 8 cm
Absorción Media Baja
Uso recomendado Mujeres familiarizadas con procesos similares Primera vez, sin experiencia previa
Precio Asequible Un poco más costosos que los regulares

¿Cuánto cuestan los tampones?

Existen ciertos aspectos que pueden alterar el precio, ya sea la cantidad de tampones en el paquete, la marca o la calidad del material. No obstante, los tampones, por lo general, son asequibles, ya que son un producto de primera necesidad para la higiene femenina.

Si buscas paquetes comunes, ya sean de cualquier talla y nivel de absorción, los precios de marcas reconocidas suelen estar entre 40 MXN y 100 MXN, según la cantidad de tampones que ofrezca la presentación y el tamaño.

En caso de que quieras usar opciones más amigables con el medioambiente, como los tampones orgánicos, los precios son más elevados. Sin embargo, los paquetes pueden ser de hasta 100 tampones, costando entre 600 MXN y 900 MXN en muchas ocasiones.

¿Dónde comprar tampones?

Al momento de decidir adquirir tus tampones, es importante conocer dónde hacerlo. Así podrás tener acceso a una alta variedad de modelos, marcas y precios, dándote la oportunidad de escoger el que más se ajuste a ti. En el caso de las tiendas físicas, las farmacias son una de las mejores opciones.

Si prefieres opciones por internet, hay gran variedad de tiendas virtuales donde puedes comprar tus tampones sin complicaciones. Portales como “Fahorro” o “Denda” tienen alta variedad de precios y modelos que te pueden ayudar, para que elijas el más adecuado.

Otras opciones disponibles para ti a través de internet son Amazon México y Mercado Libre México. En ambas podrás encontrar no solo variedad de modelos, sino la opinión del público y la reputación del vendedor, de forma tal que puedas hacer la compra con la mayor certeza y seguridad.

Criterios de compra

Antes de que elijas el modelo final y realices la compra, es bueno que conozcas ciertas características y detalles que te servirán para establecer comparativas entre varias opciones, de modo que puedas elegir el que sea más adecuado para tu necesidad, y que te genere la comodidad que deseas.

  • Retención de humedad
  • Aplicador
  • Material
  • Tipo de uso

Retención de humedad

Uno de los grandes diferenciales entre tampones es la capacidad de retención de la humedad. Esto se refiere a la cantidad de sangre que puede soportar sin que ocurra un accidente. Cada menstruación es diferente, por eso es tan importante que conozcas tu periodo menstrual, para que logres adquirir el tampón indicado.

Lites: Son la capacidad más baja y suelen ser los más pequeños, muchas veces conocidos como slenders o mini. Son ideales para el primer periodo o la primera vez que se usa tampones, en especial si la persona no está acostumbrada a introducir nada en su vulva. Aguantan hasta 6 gramos en peso de absorción.

Regular: Son la capacidad estándar, recomendados para quienes tienen un flujo de sangre moderado. Son más grandes y resistentes que los Lites, ya que estos son más para acostumbrarse a la sensación. Aguantan entre 6 y 9 gramos de peso en absorción.

Súper: Los tampones de resistencia súper vienen siendo para el flujo entre moderado y abundante. Los primeros días de la menstruación suelen ser con este tipo de flujo o incluso más elevado, por lo que son recomendables para los primeros días. Aguantan de 9 a 12 gramos en peso de absorción.

Superplus: Los tampones superplus son los más resistentes de todos, y también los más grandes, ya que necesitan más material para soportar más sangre. Son recomendables para periodos donde la sangre viene muy abundante al principio. Logran aguantar entre 12 a 15 gramos de peso en absorción.

No se trata de que el tampón más grande sea el más seguro. Te recomendamos buscar el tamaño y la retención correctos perfectos para ti. (Foto: Pablo Hidalgo/ 123rf.com)

Aplicador

Los tampones tienen en su diseño un aplicador, el cual facilita la tarea de colocar el tampón dentro de la vulva, tratando de que el proceso sea lo más rápido y cómodo posible. Debido a esto, existen diferentes variedades de aplicadores, y debes conocer cada uno para que elijas el que más te convenga.

Aplicador de plástico: Son los más comerciales y cómodos, esto de acuerdo a la opinión general de las mujeres. La mayoría de los tampones de costo accesible utilizan este aplicados. Hace más fácil la tarea de introducirlo, aunque generan mayor desperdicio. Son higiénicos, de bajo riesgo.

Aplicador de cartón: Los más baratos de todos los aplicadores. Son fáciles de colocar y normalmente se encuentran en máquinas expendedoras que poseen algunos baños públicos. Son muy baratos, aunque no tan higiénicos como los de plástico. Es recomendable usarlos solo en emergencias.

Aplicador extensible: También son de plástico, lo que los hace más seguros e higiénicos. No obstante, la ventaja de este aplicador es el diseño discreto. Te permitirá sentirte cómoda y libre. Se aplican con rapidez, ya que tan solo tendrás que empujar la punta que queda afuera para que se introduzca. Son perfectos para salidas, ya que se cambian muy rápido.

Tampón digital: Son los más amigables con el ambiente, ya que no tienen aplicador, se introducen con ayuda del dedo. No generan tanto desperdicio como los otros. Son muy discretos también, para que se te facilite el movimiento. Son ideales para uso diario, aunque si no tienes la destreza, puede ser difícil cambiarlos en la calle.

View this post on Instagram

Tampones orgánicos y reutilizables de Algodón Orgánico . Los tampones reutilizables funcionan igual que un tampón desechable. Absorben bien y son cómodos de usar. Los tampones están hechos de algodón orgánico 100%. . Los tampones de tela de Imse Vimse están certificados por Oeko-Tex y están libres de químicos. . Porqué usar tampones reutilizables? – Reduce tu huella de carbono – Libre de químicos – Ahorra dinero – 100% orgánico – Certificado según STANDARD 100 por OEKO-TEX® . Elige entre tres tamaños diferentes, para adaptarse a tus necesidades dependiendo de la cantidad de flujo que tengas o tus necesidades: . -Mini: Perfecto para los últimos días de menstruación, para adolescentes o para flujos ligeros en general. -Regular: Es el tamaño pensado para utilizar de día, para reglas no muy abundantes. -Heavy: Si tienes el flujo menstrual muy abundante, necesitarás esta medida. . Antes del primer uso: lávalos de la forma habitual y después hierve los tampones 4 o 5 minutos en agua limpia. Instrucciones: . Haz rodar el tampón, ajustalo flojo o apretado según te guste que esté y termina asegurando el cordón alrededor del tampón. . Inserta el tampón en la vagina como lo harías con un tampón normal. Cambia su tampón cuando el tampón esté lleno o en su defecto cada 4-5 horas máximo. . Enjuágalos en cuanto sea posible con agua fría, y guárdalos en una bolsa de PUL. Lávalos en una bolsa o red de lavado junto con el resto de tu ropa. . Después de lavar los tampones, hiérvelos en agua durante unos 4 o 5 minutos para eliminar los residuos de detergente e higienizarlos. No utilices lejía o suavizante. . Puedes secarlos en secadora o al aire libre, si los secas al aire libre, sacúdelos para eliminar restos de polvo y cualquier insecto. . Ten en cuenta que los tampones aunque sean 100% algodón sin tóxicos, aún pueden causar SST (síndrome de shock tóxico) al igual que los tampones desechables tradicionales, evita el SST respetando la recomendación de cambiarlos a menudo, máximo 5 horas. . #sinplastico #ecoamigable #medioambiente #tampon #menstruacion #ciclomenstrual #eco #tampones #mujer

A post shared by Natalia GreenBaby 🙋 (@greenbabyes) on

Material

Hay dos variedades en el material de fabricación del tampón. Antes de escoger la mejor para ti, es bueno que conozcas las ventajas y desventajas de ambas.

Tampones comunes: Son los mayormente comercializados, de bajo costo, por lo que son asequibles para cualquiera. Tienen materiales como el algodón, pero también plástico y otros productos sintéticos que tardan mucho en descomponerse, por lo que contaminan.

Tampones orgánicos: Es la versión amigable de los tampones. Están hechos con materiales naturales, normalmente algodón orgánico. Además de ser un desecho natural, que se descompone relativamente rápido, también reducen el riesgo de infecciones, ya que no emplean medios fabricados o químicos.

https://www.instagram.com/p/ByFh4AHl9Xj/

Tipo de uso

De acuerdo a cómo vayas a emplear los tampones, es bueno que adquieras ciertos tipos en particular, ya que hay actividades que pueden realizarse con tampones, pero normalmente existen líneas de este producto especiales para ello.

Tampones para uso diario: Si vas a utilizar los tampones para tu rutina diaria, ya sea trabajar, estudiar o salir a caminar, entonces los tampones comunes te servirán, independientemente de la cantidad de humedad que soporten o el tamaño que tengan.

Tampones para uso deportivo: En caso de que apliques los tampones para realizar cualquier actividad deportiva, incluso natación, existen tampones de líneas especiales, que suelen llamarse “deportiva” o “activa”. Suelen ser más flexibles y evitan por completo cualquier fuga. También son excelentes si tu trabajo es muy movido.

(Foto de imagen destacada: Yulia Grogoyeva/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Las artes y la literatura han sido la gran pasión de Valentina, haciendo que entrara en estas disciplinas desde muy joven. Escribir para ella es de las mejores habilidades que ha podido desarrollar, por ello en sus tiempos libres, lee y escribe poesía. Estudia actualmente Diseño Gráfico, para ilustrar las ideas que escribe. En su tiempo libre también sale a entrenar, pasea a su perro y prueba nuevos restaurantes, esto último siendo una de sus actividades favoritas.